Si estás buscando manualidades sencillas de Halloween para hacer con niños, esta idea te va a encantar. Una decoración low cost pero que quedará genial en una fiesta de Halloween y te lo pasarás en grande haciéndola con tus pequeños.  También es ideal para los profes que tienen que hacer manualidades con sus niños pequeños, esto es una muy buena idea para hacer en el cole. Sus materiales son muy sencillos y son muy pocos, además es una manualidad muy fácil de elaborar. El resultado es muy gratificante, ya que por poco esfuerzo vas a tener un adorno para Halloween estupendo.

¿Qué necesito?

  • 2 rollos de papel higiénico
  • 1 trozo de papel higiénico
  • Pegamento
  • Tijeras
  • Ojos de plástico o echos con cartulina

momia

¿Cómo lo hago?

Necesitamos dos rollos de papel higiénico porque uno lo usaremos para el cuerpo y el otro para los brazos. Lo primero que tienes que hacer es recortar los brazos, para ello corta dos tiras de un rollo de papel higiénico, en el final de cada tira haz un par de recovecos para que de la sensación de que tiene manos.

Una vez que tenemos los brazos recortados, pégalos con pegamento al cuerpo, es decir, al otro rollo de papel higiénico. Para pegar los brazos más fácilmente puedes hacer una pequeña solapa en cada uno, así se quedarán más sujetos.

Cuando ya tienes la estructura lista pasamos a enrollarla con el papel higiénico. Corta el trozo de papel higiénico en tiras. Para dar una sensación más realista de venda, retuerce un poco las tiras de papel higiénico. Pon un pegamento por todo el rollo de papel y comienza a enrollar las tiras, así se quedarán pegadas. Enrolla también los brazos.

Por último, pega los ojos en la parte superior del rollo de papel higiénico. Los ojos de plástico quedan muy bien, pero también puedes hacerlos tu misma con un poco de cartulina.
Fuente: manualidades.facilisimo

Dejar respuesta